De operaciones y obsesiones

septiembre 25, 2007

Por Julio Zoppi

[La noche del miércoles pasado, en el programa de Alejandro Horowicz “60 watts en la cultura”, hice una especie de columna en relación al libro “La operación Masotta” de Carlos Correas. Este es el “crudo” de la especie de gran resumen Lerú que elaboré a modo de anotador mientras leía el libro, pasando en limpio y ampliando las cosas que escribí en los márgenes.]

La Operación Masotta

Para una industria literaria muy afecta a los redescubrimientos, Correas tiene todo para convertirse en un buen modelo: vida privada atractiva para los amantes del fisgoneo sobre temas como la sexualidad -que todavía parece no incorporarse con naturalidad al diccionario público-, a punto de seguir despertando ese interés excesivo por las cuestiones que todavía –llamativamente- se presumen inconfesables, hasta un final con un suicidio cruento. Pero su reedición hace justicia a un texto que entrega -en un mismo nivel de abundancia-, la contundente impiedad de la crítica corrosiva sin ser desaforadamente agresivo, y el de una prosa ensayística tan inteligente como desfachatada. Lee el resto de esta entrada »

Anuncios

 Por Humberto Acciarressi

Murió de cáncer hace treinta años, pero con ella pasa algo más que extraño. A diferencia de otras escritoras de sino trágico –la uruguaya Delmira Agustini, nuestra Alfonsina Storni, etc– su figura fue creciendo hasta convertirse casi en un mito. Clarice Lispector, una de las voces más extrañas y fascinantes de las letras brasileñas, puede compararse en este sentido a Alejandra Pizarnik. Lee el resto de esta entrada »

Por Omar Genovese

[Párrafos postreros a una intervención radial.]

Quedó volando. Siempre queda. Más cuando las palabras levantan polvareda, perdiéndose tras paredes acolchadas, víctimas de la frecuencia que huye.

Lee el resto de esta entrada »

Contrapensamientos

septiembre 18, 2007

Por Leonardo Sai

Que vean, por lo que tomo prestado, si he sabido elegir con qué realzar mi tema. Pues hago que otros digan lo que yo no puedo decir tan bien, ya sea por la pobreza de mi lenguaje, ya por la pobreza de mi juicio. No cuento mis préstamos, los peso. Y si hubiera querido hacer valer el número, habría cargado con el doble. Todos son, o casi todos, de nombres tan famosos y antiguos que no necesitan presentación. De las razones e ideas que trasplanto a mi solar y que confundo con las mías, a veces he omitido a sabiendas el autor, para sujetar a las riendas a la temeridad de esas sentencias apresuradas que se lanzan sobre toda suerte de escritos, especialmente sobre los jóvenes escritos de autores aún vivos y en la lengua vulgar, que permite hablar a todo el mundo y parece acusar de vulgar también a su concepción e intención. Quiero que den en las narices a Plutarco a través mío y que escarmienten injuriando a Séneca en mí. He de ocultar mi debilidad tras ésas celebridades.

Ensayos
Michel de Montaigne

Mediática

Construir conocimiento demanda tiempo. No tiene la ligereza de la compra compulsiva. Conocimiento es pensamiento lento, digestión tranquila, sedentarismo. Quien prueba el terreno mira, pisa, inspecciona, luego trota, finalmente corre. Los medios de amnesia masiva no tienen espacio para el rumiar teórico. Esos lánguidos papers, abstracts, no tasan conocimiento. Son, en el mejor de los casos, ejercicios de escritura para evitar la artrosis académica. Lee el resto de esta entrada »